Condenan a 30 años a profesor del Emil Friedman por caso de abuso a menores

La Fiscalía 79° nacional, adscrita a la Dirección General para la Protección de la Familia y la Mujer, ratificó la acusación contra el hombre por el delito de abuso sexual a niño agravado y continuado

2304
- Publicidad -

Ante la acusación y las pruebas aportadas por el Ministerio Público, fue condenado a 30 años de prisión el profesor de natación Richard Marín Torres, por abusar sexualmente de tres niños de cinco, seis y siete años de edad, hecho ocurrido en el colegio Emil Friedman, ubicado en la urbanización Los Campitos, municipio Baruta del estado Miranda.

La investigación del caso se inició el 28 de junio de 2016, debido a la denuncia interpuesta por familiares de una de las víctimas en el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc).

Tras las diligencias y experticias pertinentes, Marín Torres fue detenido dos días después cuando se encontraba en la sede educativa, en atención a la orden de aprehensión solicitada por el Ministerio Público y acordada por el respectivo tribunal de control.

- Publicidad -

Puede interesarle: Marco Rubio expresó su apoyo a los venezolanos en las calles

En el juicio, la Fiscalía 79° nacional, adscrita a la Dirección General para la Protección de la Familia y la Mujer, ratificó la acusación contra el hombre por el delito de abuso sexual a niño agravado y continuado, previsto en la Ley Orgánica para la Protección de Niños, Niñas y Adolescentes.

Asimismo, se presentaron 160 pruebas entre testimoniales, periciales y documentales.
En tal sentido, el Tribunal 26º de Juicio del Área Metropolitana de Caracas dictó la referida pena contra Marín Torres, quien permanece privado de libertad en el Internado Judicial Yare III.

De esta manera, el actual Ministerio Público liderado por el Fiscal General de la República, Tarek William Saab, mantiene su compromiso de no permitir la impunidad de los delitos que vulneren la integridad física de niños, niñas y adolescentes.

Por otra parte, sus abogados denunciaron que la sentencia ocurrió de manera sorpresiva. Informaron que el juez prescindió de las declaraciones de los testigos que estaban pautados, por estar fuera de Venezuela. La defensa argumentó que aún faltaban las declaraciones de tres funcionarios, sin embargo la parte acusadora argumentó que no tenía nada pendiente.

“Todas las pruebas que comprueban plenamente su inocencia, fueron obviadas y su sentencia, fruto de un juicio viciado desde sus inicios, es inédita en un proceso que desde sus inicios tenía un destino escrito”, lamentaron sus abogados.

Recomendaciones económicas, análisis, entrevistas y una mirada global la podrás encontrar en nuestro canal en Telegram https://t.me/Descifrado

- Publicidad -