A los pensionados y jubilados venezolanos los “años dorados” se les van en colas y maltratos

2817
A los pensionados y jubilados venezolanos los “años dorados” se les van en colas y maltratos
Foto archivo
- Publicidad -

TalCual y varios medios del interior de Venezuela se unieron para ofrecer a sus lectores un registro más amplio de la crítica situación de los pensionados y jubilados del país. En esta entrega les ofrecemos el panorama en Anzoátegui, Bolívar y Falcón.

La situación de los jubilados y pensionados en el país es lamentable y deplorable. No sólo es preocupante la miseria que perciben, menos de un dólar al mes –el monto se convirtió en un pago simbólico en medio de una hiperinflación que pulverizó las pensiones y los sistemas de jubilación–, sino a lo que se someten a un verdadero viacrucis para cobrarla en los bancos. En cada región, por sus particularidades y problemas propios, la odisea de cobrar la pensión tiene elementos o situaciones diferenciadoras, pero todas llegan a la misma conclusión: maltrato, irrespeto y abandono de los adultos mayores.

Por Tal Cual

- Publicidad -

TalCual junto a El Tiempo (Anzoátegui), Correo del Caroní (Bolívar), La Mañana (Falcón), El Impulso (Lara), La Nación (Táchira), Yaracuy al Día (Yaracuy) y La Verdad (Zulia) se unieron para ofrecer una visión más amplia de esta situación en los cuatro puntos cardinales del país.

Rosa Lima, de 83 años, tiene cinco meses sin cobrar la pensión. En primer lugar, por la cuarentena que ya roza los ocho meses y, después, por lo complicado que ha sido que la atiendan en el estatal Banco Bicentenario. Más de una vez ha regresado a su casa en la vía El Pao, una zona rural cercana a Ciudad Guayana, la más populosa del estado Bolívar, con las manos tan vacías como su estómago.

En el banco estatal se reactivó el cobro de pensión con el primer esquema de flexibilización anunciado por Nicolás Maduro en junio. Las colas eran enormes y los ancianos esperaban cobrar los meses acumulados por la cuarentena. Eso no sucedió. Quienes corrieron con la suerte de ser atendidos, recibieron la mitad de un mes de pensión, que no equivale ni a un dólar.

Lea además: Administración Maduro estaría evaluando aumentar el sueldo mínimo a este monto

Como Rosa, muchos llegan desde las seis de la mañana, sin comer , de pie bajo el sol por más de cuatro horas. Los pensionados reclaman una pensión que les alcance para cubrir la canasta básica, y un trato digno dentro de las instituciones bancarias. “Si uno tiene hambre, pues saca una yuca del patio y se la come con ají, esa es la verdad”, dice.

“Yo no te voy a mentir, tampoco me avergüenza, sí estoy pasando hambre, y cobro a veces Bs. 200 mil de pensión que, ¿para qué me alcanzan?”, confesó la anciana, mientras se apoyaba en una escultura de Chávez de la entrada del comisare de CVG Ferrominera, en Puerto Ordaz, pues le dolían las piernas. Las tenía hinchadas.

Forma parte de nuestro canal en Telegram y mantente informado del acontecer político y económico de Venezuela https://t.me/Descifrado

- Publicidad -