Trabajadores del Metro de Caracas en conflicto porque no les han pagado bono de Bs 3 millones

Ayer los trenes y las estaciones fueron operadas por personal de confianza y por algunos operadores que la empresa los amenazó.

1699
- Publicidad -

El conflicto de los trabajadores del Metro de Caracas se debe a que en diciembre le ofrecieron el pago de un bono de tres millones de bolívares a cada uno y aún no se ha concretado, además de poca cobertura que tiene el HCM , entre otros reclamos laborales,  según reveló una fuente del subterráneo.

También los trabajadores se quejan de la falta de uniformes, material de oficina y malas condiciones en el trabajo, como fallas en los aires acondicionado de las las instalaciones internas y hasta falta de papel higiénico en los sanitarios de la empresa.

Ayer circularon rumores de una paralización del servicio por un conflicto laboral. Sin embargo el Ministro de Transporte, Carlos Osorio desmintió esta versión al afirmar que el servicio estaba 100% operativo. Y el propio presidente de Cametro,  mayor general César Vega supervisó en las operaciones directamente en el Centro de Control de Operaciones (CCO) en La Hoyada.

- Publicidad -

Sin embargo, una fuente ligada a la empresa asegura que si hubo ausentismo laboral en todas sus áreas por el malestar que reina en el personal.

De acuerdo a un comunicado de los trabajadores destaca que las estaciones del sistema fueron operadas en la mayoría por uno o dos operadores, y en muchos cosas por personal que no pertenece al área de operaciones, entiéndase jefes de oficinas, personal administrativo y de la milicia bolivariana.

«Como ya sabemos, este personal no cuenta con el entrenamiento para operar, y mucho menos para actuar en el sin número de emergencias que se presentan diariamente, poniendo en riesgo la seguridad de los usuarios del subterráneo capitalino.»

También destacan que en el área de trenes, hubo algunos operadores titulares que en muchos casos fueron amenazados para realizar sus labores. También hay un contingente importante de personal administrativo y de la milicia realizando conducción de trenes.

Según indican la apertura de las estaciones y el movimiento de los trenes se hizo de manera degradada, sólo para dar la impresión de que no esta  pasando nada. «En efecto hubo un ausentismo laboral importante , suficiente como para preocupar al Ejecutivo Nacional, Ministerio del Transporte, Presidencia de la empresa y a la organización sindical Sitrameca. Saben que de repetirse y prolongarse estas acciones no van a tener poder de maniobra, pues además de las condiciones deplorables en las que se encuentra el sistema en todas sus áreas, ya no cuentan con el grueso de trabajadores, y tarde o temprano el personal contingencia también va a tirar la toalla».

Según indican,  «las acciones demuestran que por primera vez en muchos años, el personal del Metro de Caracas está revelándose ante la opresión de un gobierno y un sindicato que han utilizado a la empresa como un eslabón político, a costa de destruirla y sin importarle la prestación de un servicio de primer mundo, tal como nos enseñó el Ing. José Gonzalez Lander, fundador de la empresa y estratega del trasporte de Venezuela».

 

- Publicidad -