Ambientalistas preocupados ante deforestación «disgregada» e «indiscriminada» para hacer leña

78
Tala indiscriminada para suplir la escasez de gas y luz en Venezuela
MARACAIBO (VENEZUELA), 20/11/2020.- Fotografía que muestra a Pedro Tortosa mientras reúne restos de árboles cortados el 10 de noviembre de 2020, en Maracaibo (Venezuela). EFE/Henry Chirinos
- Publicidad -

La imagen de un hombre caminando por una autopista cargando leña es una escena que puede repetirse decenas de veces en Venezuela. Las fallas en la distribución de gas y los cortes eléctricos han llevado a los habitantes de pueblos y de algunas ciudades a talar árboles en zonas verdes de sus comunidades o, incluso, en parques nacionales.

La situación ha generado alarma en las Organizaciones No Gubernamentales (ONG) ambientalistas del país, pues día a día crecen las denuncias por cortes en la capa vegetal.

«Es una realidad que en las áreas naturales protegidas, incluso áreas alrededor de los ríos, aunque no sean un parque nacional pues, está extrayéndose madera», dijo a Efe el gerente general de la ONG Fundación Tierra Viva, Alejandro Luy.

Ausencia de datos

- Publicidad -

No hay datos oficiales, pero lo que sí se encuentran son indicios de una deforestación «disgregada» e «indiscriminada» para ser usada como leña.

«No sabemos cuál es la magnitud, pero sí sabemos que está ocurriendo (…) hay una alerta. En términos del ambientalismo sabemos que está la presión sobre los bosques debido a un aumento en la demanda de leña para cocinar», dijo a Efe Carlos Peláez, miembro de la ONG Provita.

A los ambientalistas de Venezuela les preocupa la expansión de este tipo de actividades, la ausencia de datos oficiales, pero sobre todo que desde las instituciones públicas se «promueva» el uso de leña para cocinar ante la crisis por la falta de gas que se ha profundizado en los últimos tres años y los constantes cortes eléctricos desde hace una década.

El representante del Gobierno de Nicolás Maduro en el estado de Nueva Esparta (noreste), Dante Rivas, recomendó el pasado agosto a los habitantes de esa zona insular «rendir» el gas y usar leña para cocciones de alimentos que requieran más tiempo.

- Publicidad -