Cámara de Comercio de Maracaibo advierte que la hiperinflación ha generado una dolarización de facto en el estado

El 50.6% de las empresas, utilizaran su propio flujo de caja, como fuente de financiación, que el 76.5%, no haya realizado importaciones y que el 69.1% de los empresarios, mantuvieran el pesimismo sobre la marcha de la economía del país

827
camara de comercio de maracaibo
- Publicidad -
La Cámara de Comercio de Maracaibo expresó en un comunicado todos los problemas que aquejan al estado Zulia, y que está afectando negativamente tanto a los ciudadanos como a los empresarios.
«Con un apagón nacional que afectó por dos días consecutivos a la sociedad venezolana y al sector productivo por completo, la aplicación de políticas públicas innecesarias que terminan por asfixiar a las empresas que siguen funcionando en el país; los diversos aumentos de los impuestos, (IVA, Grandes Transacciones Financieras y Alícuotas Municipales), el manejo de la dolarización ‘de facto’ de la economía marabina y al mismo tiempo, un encaje bancario que imposibilita al sector la otorgación de créditos, se cierra julio; el séptimo mes de 2019.
Maracaibo sigue inmersa en una oscuridad que lejos de tener una solución a corto plazo, se encrudece cada día que pasa. Reconocemos que en algunos circuitos eléctricos de la ciudad, la aplicación del racionamiento eléctrico decretado por el Ejecutivo regional el pasado 8 de abril y ratificado el 25 de julio por el gobernador del Zulia, se cumple pero en otros, dicho horario no es respetado por los funcionarios de la Corporación Eléctrica Nacional, S.A (Corpoelec)», dice el texto de la CCM.
Esto ha impedido a los maracaiberos y empresarios que residen y trabajan en dichos sectores, traten de recuperar su ritmo de vida social y laboral. Esta realidad empresarial quedó demostrada en los resultados obtenidos en la Encuesta de Coyuntura Económica correspondiente al II trimestre del año en curso, que emitieron desde esta centenaria institución, a través de la Unidad de Información y Estadística. En ella se muestra una caída significativa en las ventas, la cual se ubicó en un 64.2%. No solo quedó demostrado el impacto negativo en el comportamiento de las negociaciones del sector productivo de Maracaibo; también tuvo un fuerte golpe bajo a la hora de establecer precios de los productos y los servicios pues, en un 71.6%, se reportó un aumento generalizado de los costos de las mercancías; todo esto se debe de la caída brutal en el consumo que experimenta la economía venezolana en la actualidad, en especial, la marabina.
Esto ha traído como consecuencia que el 45.7% de las inversiones en Maracaibo, tuvieran una disminución, que el 50.6% de las empresas, utilizaran su propio flujo de caja, como fuente de financiación, que el 76.5%, no haya realizado importaciones y que el 69.1% de los empresarios, mantuvieran el pesimismo sobre la marcha de la economía del país. Dicha perspectiva nada propicia para el sector productivo, afectará directamente la inversión y en consecuencia, reducirá la producción de los bienes y los servicios; por ende, se estima que el costo de los productos ofrecidos al público, tengan un fuerte aumento; así lo expresó el 67.9% de las empresas de Maracaibo según la encuesta de la CCM.
Ante lo expuesto, los comerciantes de la ciudad han tenido que recurrir a una dolarización ‘de facto’ de la economía en la capital petrolera de Venezuela, con el firme propósito de tratar de reponer su nivel de inventario y continuar con sus santamarías abiertas, así lo manifestó su presidente, Ezio Angelini Luengo.
Asimismo, indicó que las transacciones económicas en la entidad son realizadas en monedas extranjeras (dólar, euro o pesos colombianos), debido a la hiperinflación que existe en estos momentos en Venezuela y que daña fuertemente, a los productores y a los consumidores. Por tal motivo, el máximo representante de la CCM, estimó que el 95% de la economía de la ciudad, es operada con la tasa de cambio no oficial. “Bolívares o dólares pero, al cambio de cómo esté el dólar en este momento. Así se manejan en los negocios; venden sus bienes y servicios a la tasa referencia no oficial del día”, sentenció.
Y es que, el acceso a los productos de la Canasta Alimentaria Normativa (CAN) en Maracaibo cada vez se hace más cuesta arriba. Solo en el mes de junio, el costo de los 46 productos de la CAN, se ubicó en Bs 3.351.494. Esto representa un aumento absoluto de Bs 308.047 con respecto al mes de mayo. Es importante destacar que el salario mínimo sigue siendo de Bs 40.000; esto se traduce a que una familia de 5 personas necesitó en junio, alrededor de 83.8 ingresos mínimos mensuales o Bs 111.716 diarios para adquirir dicha canasta.
La Cámara de Comercio de Maracaibo pide al Gobierno que se deben mejorar en el corto plazo, todos los servicios públicos que son fundamentales para la producción y el trabajo tales como: la electricidad, el abastecimiento de gasolina, el transporte público, el
suministro de agua, gas y los servicios de telefonía e internet. Simultáneamente, invitan a disminuir el encaje legal bancario actual, para reactivar los créditos comerciales e industriales, que permitan a las empresas mejorar el flujo de caja y adquirir insumos de primera necesidad para la producción nacional.
Forma parte de nuestro canal en Telegram y mantente informado del acontecer político y económico de Venezuela https://t.me/Descifrado
- Publicidad -