Rosneft está dispuesta a “entablar un diálogo abierto con EEUU para aclarar su posición”

La petrolera rusa posee también el 100% del proyecto gasífero de exploración de los yacimientos Mejillones y Patao, el 100% de la empresa de servicios petroleros Precision Drilling y el 51% de la empresa Perforosven

0
740
- Publicidad -

El productor ruso de petróleo Rosneft dijo que cualquier intento de frenar sus ingresos en Venezuela sería ilegal y que Estados Unidos está utilizando la amenaza de sanciones como una forma de competencia desleal.

Rosneft dijo en un comunicado que todas sus operaciones con crudo en Venezuela fueron acordadas antes de que Estados Unidos impusiera sus sanciones y que la retórica de Washington busca crear tensiones en los mercados petroleros globales. Sin embargo, señala que Rosneft está dispuesta a “entablar un diálogo abierto con los órganos de poder de EEUU para aclarar su posición”.

La petrolera rusa Rosneft rechazó todas las acusaciones de EE UU sobre sus operaciones en Venezuela y aseguró que mantendrá sus “inversiones en el sector”, según se conoció en una declaración publicada en su sitio web.

- Publicidad -

Leer también: Profesores proponen fijar el salario mínimo en 200 dólares

“Todas las operaciones de suministro del petróleo venezolano en beneficio de la compañía y sus subdivisiones estructurales, así como suministros de gasolina a Venezuela se realizan en el marco de los contratos prepagados que habían sido concertados antes de la imposición de las sanciones, y no persiguen ningún interés distinto al retorno de las inversiones realizadas antes”, dijo el texto citado por la agencia Sputnik.

Agregó la empresa que tras las amenazas de EE UU anunciadas, este 10 de septiembre, por Elliott Abrams, enviado especial de EE UU para Venezuela, “la compañía se reserva el derecho de defender sus inversiones ante las correspondientes instancias nacionales e internacionales”.

El comunicado indica que Rosneft fue inversor en el sector de petróleo y gas de Venezuela mucho antes de que EE UU impusiera sanciones contra este país sudamericano, por tanto cualquier intento de obstaculizar a la compañía el retorno de sus inversiones se considerará como “expropiación ilegal de ese tipo de inversiones por las autoridades estadounidenses”.

Además, “las amenazas de imponer sanciones a la compañía o sus subdivisiones ilegales, mientras existe una serie de licencias generales que permiten a los estadounidenses continuar realizando algunas actividades con Pdvsa (…), pueden interpretarse como competencia desleal por parte de las autoridades de EE UU, que tienen por objetivo conceder ventajas a las compañías estadounidenses en el mercado mundial”.

Rosneft participa en Venezuela en los proyectos Petromonagas (con una cuota del 40%), Petromiranda (32%), Petroperijá (40%), Boquerón (26,67%) y Petrovictoria (40%).

La petrolera rusa posee también el 100% del proyecto gasífero de exploración de los yacimientos Mejillones y Patao, el 100% de la empresa de servicios petroleros Precision Drilling y el 51% de la empresa Perforosven.

Con información de Panorama

Forma parte de nuestro canal en Telegram y mantente informado del acontecer político y económico de Venezuela https://t.me/Descifrado

- Publicidad -