Exdirectivos de PDVSA cobraron 124 millones en comisiones en Dubái

La red utilizó el Banco Espíritu Santo para blanquear su botín, según la policía de Andorra

0
1360
- Publicidad -

Exdirectivos de Petróleos de Venezuela SA (PDVSA) cobraron 124 millones de dólares (108 de euros) en comisiones entre 2009 y 2013 en cuentas del Banco Espíritu Santo (BES) en Dubái, según un reciente informe de la Policía de Andorra al que ha tenido acceso EL PAÍS.

El documento de los investigadores señala a un grupo de exjerarcas chavistas y exdirectivos de PDVSA que transfirieron su capital desde Andorra a cuentas del Banco Espíritu Santo (BES) en Suiza y Dubái.

Más información: Banco Central de Venezuela venderá directamente euros a los bancos

- Publicidad -

Se trata de antiguos mandatarios que ocuparon cargos de responsabilidad en el país latinoamericano durante los Gobiernos de Hugo Chávez (1999-2013). La lista incluye a los exviceministros venezolanos de Energía Nervis Villalobos y Javier Alvarado; al expresidente de Bariven, César Rincón Godoy, y al exdirector jurídico de la filial Electricidad de Caracas Luis de León.

La policía andorrana también señala a Rafael Reiter, exresponsable de seguridad interna de la petrolera; Abraham Ortega Morales, antiguo encargado de finanzas y operaciones internacionales; Eudomario Carruyo Rondón, exdirector financiero, y Carlos Alberto Caripe, abogado asesor de Alcides Rondón Rivero, expresidente de la filial de PDVSA Carbozulia.

La pista del Banco Espíritu Santo es una de las principales líneas de investigación de los agentes del pequeño principado pirenaico que desde 2012 husmean en las cuentas de la Banca Privada d’Andorra (BPA), una entidad que fue intervenida en marzo de 2015 por blanqueo de capitales.

El informe de la Policía de Andorra, fechado el pasado 10 de diciembre, se sustenta en la información de las autoridades portuguesas. Los agentes del pequeño país pirenaico visitaron recientemente a los funcionarios de la Fiscalía General de Lisboa. En la capital lusa se investiga a algunos de los máximos dirigentes del Grupo Espíritu Santo (GES), que quebró en 2014, y del que forma parte el Banco Espíritu Santo. Las pesquisas acumulan 86 millones de archivos. Y, según los investigadores andorranos, apuntan a la participación del banco en numerosas operaciones de blanqueo de fondos.

Lea el trabajo completo en ElPais.com.

¿Deseas recibir en tu celular las noticias económicas más importantes? Entonces únete a nuestro canal en Telegram https://t.me/Descifrado

- Publicidad -