Cerca de mil 328 periodistas abandonan el país

Entre los años 2012 y lo que va del 2018 una alta cifra de comunicadores sociales profesionales dejan el país en busca de un mejor futuro y mejores oportunidades para ejercer

0
2096
Protesta de grupo de personas exigiendo comida en la av urdaneta y fuerzas armadas. Fotos: Gustavo Bandres Caracas: 02/06/2016
- Publicidad -

A propósito del  Día Nacional de Periodista, las cifras de la diáspora venezolana no paran y los periodistas no escapan de esa realidad. Según cifras del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa, entre el 2012 y lo que va de 2018, unos mil 328 periodistas se marcharon del país a causa de la crisis del país y las difíciles condiciones para el ejercicio.

En ese grupo de comunicadores que se fueron del país está Angery Lozano, periodista de la fuente política en Venezuela, quien tiene cuatro años en Colombia. “Me vine en marzo de 2014, en medio de las protestas y la entrega de Leopoldo”, según reseña una nota de Laverdad.com.

Cuenta que al salir de Venezuela no iba con las mejores expectativas para ejercer. “Recién llegada a Colombia, al mes y medio comencé a trabaja en un call center, porque imaginaba que ejercer sería complicado. Inclusive mis familiares decían que era imposible porque el periodismo aquí se movía por rosca, es decir, por palanca”

- Publicidad -

Un mes después de estar en el call center, en Bogotá, la llamaron de El Periódico de Bogotá. “Me permitió empaparme de la política y el acontecer colombiano, mi fuente fue política y específicamente era la periodista encargada de cubrir todo lo que tenía que ver con el proceso de paz con la FARC… Cuando llegué estaban las mesas de diálogo y cada mes esperaba novedades sobre cómo avanzaban en los ciclos que se daban en La Habana”.

Para ella fue un trampolín. Allí estuvo un año ese medio y luego pasó por otros dos de mayor renombre, uno de ellos El Colombiano, en Medellín. “Ellos me costearon hasta el traslado cuando estaba durante el proceso de pruebas. Los beneficios eran increíbles”. Y finalmente se mudó a  Bucaramanga para ejercer en un medio local de esa región, pero a los 15 días recibió una oferta de una universidad privada para dar clases de Comunicación Corporativa, donde aún está.

Ella cree que una mente abierta, y por qué no algo de suerte, la ayudó a ejercer la carrera de la cual egresó hace 10 años. Sin embargo, conoce casos de muchos periodistas y otros profesionales venezolanos en Colombia que no ejercen su profesión. Según su óptica, ganan más en cualquier trabajo fuera de Venezuela que en el ejercicio de su carrera dentro del país.

- Publicidad -