Carnaval de regalos, bonos y bolsas de comida marcan cierre electoral oficialista

Este viernes distribuyeron más de 50 mil cauchos y 670 mil litros de aceite a 2 mil transportistas

0
2753
- Publicidad -

Durante la última semana el gobierno ha intensificado el depósito de bonos, las entregas y ventas de productos y alimentos, lo que a decir de analistas y los propios beneficiados,  constituye una herramienta de control político para asegurar o forzar la participación y el voto en el evento electoral de este domingo 20 de mayo.

Entrega de repuestos para vehículos a trasnportistas, el incremento seguido en los límites de las tarjetas de crédito de la banca oficial y las ventas de oportunidad de celulares y equipos electrónicos es parte de la estrategia electoral del gobierno de Maduro, aseguraron.

Solo durante un operativo realizado este viernes en Caracas, Carabobo, Lara, Falcón, Miranda y Bolívar, se distribuyeron más de 50 mil cauchos y 672.000 litros de aceite, para atender a más de 2.000 transportistas, informó el ministro de Transporte, Carlos Osorio, según AVN.

- Publicidad -

Indicó que durante la jornada efectuada en el Poliedro de Caracas,  también se expendieron a los transportistas más de 16.000 baterías.

Explicó que este tipo de operativos responde a un nuevo sistema de distribución y comercialización, instruido por el presidente de la República, Nicolás Maduro, para garantizar el acceso a los insumos que requiere el sector transporte a precios justos.

También la intimidación y las amenazas contra los trabajadores públicos para obligarlos a votar el domingo, denunciaron dirigentes sindicales. “Le han dicho a los empleados que si no votan por el presidente Nicolás Maduro, el lunes no van a entrar ni les van a pagar las prestaciones sociales. También los amenazaron con quitarles los bonos que se entregan a través del carnet de la patria y los CLAP”, dijo Manuel Rondón, dirigente de la Coalición Sindical Nacional en nota publicada por El Nacional.

Servando Carbone, coordinador nacional de la Federación Nacional de Trabajadores del Sector Público, añadió que asistir a las marchas es obligatorio en algunas instituciones.

Sostuvo que el Ejecutivo le aplica a los funcionarios el “dando y dando” para que vayan a votar. “El gobierno sigue presionando a los trabajadores, prácticamente les dicen que si no van a la marcha no les dan comida. Nicolás Maduro está utilizando el hambre y la miseria”.

Relató que ayer empleados del sector público fueron a los ministerios, a pesar de que era día libre, exclusivamente para retirar la bolsa de comida gratis que les dieron como “premio” por asistir al cierre de campaña de Maduro. Refirió que en los entes públicos donde no pudieron darlas les depositaron más de 4 millones de bolívares en sus cuentas.

Es la segunda bolsa de comida que esos trabajadores recibieron en la semana. El gobierno repartió una bolsa de comida –con dos litros de aceite, una lata de atún, cuatro kilos de harina de maíz, un kilo de harina de trigo, dos kilos de pastas, adobo y una margarina de soya– a precio asequible para cada empleado de los organismos centralizadosque son ministerios, fundaciones e instintos autónomos.

 

- Publicidad -